Los germinados son brotes llenos de vitalidad. Su cantidad de nutrientes los hace indispensables en una dieta sana, además de aportar sabor a numerosos platos. Son una alternativa perfecta para cuando estás a dieta ya que su aporte calórico es muy bajo por lo que te ayudarán a adelgazar rápido de una manera sana.

Los germinados son una alternativa muy nutritiva. Dieta sana y equilibrada

Los más comunes son los de judía mungo (mal llamada soja verde) y alfalfa. Para obtener los de lenteja, garbanzo, trigo, cebolla, berro, rábano, mostaza, cebolla o fenogreco, etc. debes comprar las semillas y germinarlas en casa.

Es importante lavarlos bien antes de consumirlos, sobre todo si llevan varios días en la nevera, por si hubiesen desarrollado esporas de hongos.

Informe nutricional sobre los germinados

• Beta carotenos (pro-vitamina A). Esta vitamina es esencial para el crecimiento, el desarrollo, la buena vista y el aparato reproductor.

• Vitamina BC, E, K. Éstas contribuyen al buen funcionamiento del sistema nervioso, como antioxidantes celular, protegen el corazón, la vitamina K ayuda como cuagulantes.

• Clorofila.  Se absorbe a través de la sangre y ayuda a activar el metabolismo celular, mejorar las defensas. Las células mejoran su capacidad para reproducirse y mejoran la  respiración. Reduce las infecciones y ayuda con el equilibrio ácido-báse.

• Calcio. Los germinados de sésamo proporcionan abundante calcio, también los brotes de almendra, girasol, alfalfa y garbanzo.

• Potasio. Se encuentra en los brotes de almendras, sésamo, girasol, soja y judías.

• HierroEn cantidades importantes en los brotes de alfalfa, fenogreco, lentejas, soja roja y soja verde.

• Oligoelementos. Los germinados contienen oligoelementos como el yodo, el zinc, el selenio, el silicio, el cromo y el cobalto.

• Enzimas. Cuando se comen crudas las enzimas de las semillas germinadas facilitan la digestión de la fibra, las proteínas y las grasas.

• Aminoácidos esenciales. Los germinados, especialmente de legumbres, proporcionan al organismo proteínas completas que se transforman en los ocho aminoácidos esenciales.

Los germinados son muy digestivos, nutritivos y bajos en calorías. Por ejemplo 100 g de brotes de soja: 30 calorías. Por eso son ideales para perder peso con una dieta sana y equilibrada.

Evita cocciones prolongadas para evitar la pérdida de sus cualidades, agregándolos instantes antes de ser servidos, para que no pierdan el toque crujiente.

Si los combinas con cereales cocidos como la quinoa, el trigo sarraceno o la espelta se obtienen proteínas de mayor calidad. También se pueden espolvorear encima de cremas y sopas.

Puedes darle un toque especial a las ensaladas de frutas añadiendo un puñadito de brotes de alfalfa. Un desayuno original puede ser una tostada con queso de untar y unos brotes de berros o rúcula.

Fuente: Dietacoherente.com