El yoga es una de las disciplinas deportivas al alza. No necesitas preparación física previa. Los beneficios para cuerpo y mente son muchísimos, desde controlar la mente, y a través de ella el cuerpo, pasando por concentrarte mejor, conseguir elasticidad, eliminar estrés, despejar la mente

Las ventajas más característica es la conexión del cuerpo con la mente, una manera de ser consciente de nosotros mismos, de nuestra vida, de lo que nos rodea. Siendo además una manera de estar cada día más fuertes, flexibles y ágiles. Paso a paso, sin prisas, y siendo cada día más conscientes de los movimientos, del momento de concentración y del tiempo que cada día le dedicas a la disciplina.

El yoga se practica descalzo, por lo que no necesitas calzado deportivo ni calcetines. Es una manera de conseguir también fuerza en los pies y las piernas.

Los ejercicios (llamados asanas) se realizan de manera lenta, suave, sin prisas, siendo conscientes del movimiento que se realiza y mejorando en cada sesión.

En las primeras clases ya notarás una actitud positiva y más relajación, el yoga realmente cumple el objetivo de trabajar el cuerpo y la mente. Es uno de los beneficios directos que se notan rápidamente.

El yoga es una actividad tranquila, no hay música fuerte, no hay ritmos rápidos, no hay necesidad de correr. Simplemente sigues los movimientos marcados y mejora poco a poco. El secreto está en la respiración, algo que se mejora en cada clase.

A medida que practicas yoga, según la disciplina más tradicional o técnicas más modernas, verás que ganas tono muscular, elasticidad, flexibilidad, mejorarás tu postura y descansarás mejor, una ventaja que aparece en todas las actividades físicas.

Fundamental, el yoga es paz mental y de espíritu. La unión entre cuerpo, mente y espíritu, preparándonos para la futura meditación (si queremos llegar a eso). El yoga es, en definitiva, un estilo de vida que implica vivir en armonía con todo lo que nos rodea. Así lo cuenta la arquitecto y experta en mindfulness Julia Vidal que nos habla sobre slow yoga.

En este sentido, el ayurveda o ciencia de la vida es una forma natural de bienestar plena cada día más demandada. Con esta misma filosofía, el hotel boutique Tierra del Agua (en el Parque Natural de Redes, en Asturias), cuenta con un ritual único que supone un deleite para los sentidos gracias a la combinación de una propuesta gastronómica a base de platos ayurvédicos, consultoría profesional personalizada y actividades de meditación.

 

Fuente: Diario AS (Laura Martín San Juan)

http://as.com/buenavida/2017/04/06/portada/1491469915_820189.html